Skip to content

Este santuario conecta animales heridos con niños con necesidades especiales

Una hermosa labor para ayudar animales y niños.

Safe in Austin es un santuario para animales ubicado en Texas que se especializa en una noble labor en la que rescatan animales con condiciones médicas o que sufrieron de abuso físico y/o psicólogo y posteriormente los rehabilitan.

Una vez que los pequeños estén saludables estos animalitos reciben visitas de niños con necesidades especiales creando momentos únicos para la vida de ambos.

 





 

Jamie Wallace-Griner dueño del santuario comentó que tienen aproximadamente 150 animales rescatados y que la iniciativa ha tenido muy buena aceptación en Texas. 

En una entrevista contó sobre Safe in Austin “Tenemos animales que son ciegos o sordos, tienen diabetes, parálisis cerebral, deformidades, miembros perdidos, espinas rotas, etc.” Y aunque el proceso de rehabilitación varía dependiendo de cada animal, ellos se encargan de brindarles las mejores condiciones posibles para que puedan sobrellevar su enfermedad, convirtiéndose así en una gran familia entre humanos y animales.

 





 

Esta increíble labor inició porque Jaime pudo presenciar la conexión de su hijo Jackson (quien nació con autismo), con un perro de servicio entrenado especialmente para está condición médica. 

La transformación en su hijo fue tan grande que lo motivó a crear el santuario para ayudar a animales de rescate y que sea un espacio para compartir con niños con necesidades especiales.

 





 

Jaime y los voluntarios del santuario están muy felices de poder ayudar a cambiar poco a poco la vida de los animales y de los pequeños y continúan firmemente con su misión: 

“Nosotros rescatamos a los animales que nos necesitan, después ellos se dan la vuelta y rescatan a los niños que los necesitan aún más”.