Skip to content

Sin desperdicios: Mujer donó comida a personas sin hogar, de lo que sobró de la boda de su hermano

No es la primera vez que realiza actos caritativos con las personas sin hogar y la boda de su hermano fue la oportunidad perfecta para brindarles comida.

La protagonista de esta historia es Papiya Kar, una mujer de Bengala Occidental, que realizó un maravilloso acto solidario con un grupo de personas sin hogar, al evitar que los alimentos que quedaron de la boda de su hermano se desperdicien y se los donó con mucho cariño.

La mujer decidió hacer este acto junto a su familia, ya que están conscientes que en la mayoría de las bodas y en eventos similares, casi siempre se preparan grandes cantidades de alimentos pero no todos se consumen y finalmente se terminan desechando a la basura. Sin embargo, esta comida está en perfecto estado y es por esto que puede servir para alimentar a las personas necesitadas, quienes en muchas ocasiones solo comen una vez al día.





 

Es por esto que al finalizar el evento de la boda de su hermano, Papiya llevó las ollas con comida aún caliente y ofreció los alimentos a las personas necesitadas de las inmediaciones y poco a poco varios indigentes empezaron a llegar para disfrutar de la comida donada. 

Posteriormente, Nilanjan Mondal, una fotógrafa de bodas que estaba cerca del lugar, se percató de la mujer que aún vestía su elegante traje y estaba repartiendo la comida del matrimonio a las personas necesitadas, así que decidió captar en fotografía este gran acto de generosidad y después lo compartió en un grupo de Facebook, explicando la historia de Papiya.





 

Además, Nilanjan precisó que varios de los transeúntes manifestaron que no es la primera vez que observan a Papiya realizando un acto de bondad así, puesto que ella acostumbra acudir a ese sitio para ofrecer su ayuda a los más necesitados y es muy querida por la comunidad.





 

Tras la difusión de las imágenes miles de internautas aplaudieron la solidaridad de Papiya con las personas necesitadas y también manifestaron su admiración por promover la reflexión sobre el desperdicio de alimentos en las bodas, así como en otros eventos, ya que lamentablemente casi siempre terminan en la basura. 

¡Sin duda un gran acto solidario!