Skip to content

Niño que se metía en problemas por garabatear en clase consigue trabajo decorando un restaurante

Este pequeño es claro ejemplo de que un niño bien enfocado puede convertir un problema en una oportunidad increíble para desarrollar su imaginación.

Joe Whale es un pequeño de 9 años que estaba en constantes problemas debido a que sus cuadernos estaban llenos de dibujos en lugar de apuntes.

Cuando sus padres se dieron cuenta del talento de su hijo decidieron enviarlo a una clase de dibujo después de la escuela, donde pronto destacó por sus habilidades artísticas.






El maestro de Joe reconoció su talento y decidió compartir sus obras en Instagram. Los dibujos de Joe llamaron la atención de los dueños del restaurante “Number 4” quienes le pidieron que fuera y decorara sus paredes con sus increíbles dibujos.

“Querían llevar a Joe a su restaurante para completar una obra de arte en la pared del comedor principal. Le pregunté a Joe y él aprovechó la oportunidad para hacer lo que le gusta, así que hemos estado yendo allí después de la escuela y durante un par de horas plasma su creatividad en un muro”, comentó Greg, el padre del pequeño.






A Joe le encanta hacer sus dibujos tan únicos y sus padres se sienten orgullosos de todo lo que está logrando a una edad tan corta. Ahora es conocido como ‘The Doodle Boy‘ y tiene su propio sitio web, así como perfiles de redes sociales donde comparte sus obras.






Es importante reconocer los talentos, ambiciones, metas, sueños y deseos de los niños puesto que, al sentirse apoyados, pueden explotar su potencial y principalmente, hacer lo que les gusta.