Skip to content

Primer transplante de rostro y manos del mundo, da nueva oportunidad a un joven de 22 años

La cirugía cambió la vida del joven por completo.

Joe Dimeo tenía 20 años en julio del 2018 cuando sufrió un terrible accidente automovilístico en New Jersey, Estados Unidos. A pesar de que un transeúnte logró rescatar al joven justo antes de que su vehículo explotara, Joe sufrió quemaduras de tercer grado en el 80% de su cuerpo, dejándolo en una grave situación con pocas esperanzas de vida. Sin embargo, cuando fue trasladado de emergencia a un centro de salud, los médicos tuvieron que mantenerlo en un coma inducido durante dos mes y medio para ayudarlo a sobrevivir.






Posteriormente, Joe empezó a mejorar pero las quemaduras fueron tan graves que se quedó sin párpados, orejas y gran parte de sus dedos. Además, las cicatrices que le quedaron en el rostro y el cuello eran tan graves que limitaban su rango de movimiento. 

Todas las complicaciones que tuvo Joe hacían que su caso sea muy complicado para poder encontrar un donante, tal como lo comentó el Dr. Eduardo Rodríguez, médico principal del joven, en una entrevista con Good Morning America: “Sólo tiene un 6% de posibilidades de identificar un donante debido a todas las transfusiones de sangre y los injertos de piel que ha recibido durante su cirugía de quemaduras agudas”. Sin embargo, tras realizar una búsqueda a nivel nacional en Estados Unidos, los médicos de Joe encontraron a un único donante compatible para poder realizar un trasplante de cara completa y de las dos manos. 






Al recibir la excelente noticia, el grupo de médicos dirigido por el Dr. Rodríguez del NYU Langone Medical Center, procedió a realizar los trasplantes en agosto del 2020 en una cirugía que duró 23 horas en total y requirió de 80 personas en seis equipos quirúrgicos y dos quirófanos contiguos. Posteriormente, Joe se convirtió en el primer receptor exitoso del trasplante de rostro y manos en todo el mundo.

Y es que sólo en otras dos ocasiones se había intentado realizar una cirugía de trasplante de cara y de manos, pero lamentablemente no fueron exitosas. Ante esto, los médicos del estadounidense esperaron varios meses para asegurarse que el organismo de Joe no rechazara los trasplantes y en febrero del 2021 dieron las declaraciones oficiales de su cirugía.






El Dr. Rodríguez se refirió al respecto en la entrevista: “Necesitábamos evitar la infección, necesitábamos que esta operación ocurriera lo más rápido posible, teníamos que ser muy selectivos con el donante y teníamos que implementar todas las tecnologías de punta que aseguraran el éxito total de la operación de Joe, y eso es exactamente lo que hicimos. Joe está sano, es joven, es fuerte, le encanta hacer ejercicio, come sano y tiene ese elemento especial que se necesitaba para esta operación: un alto nivel de motivación. Y él tenía un tremendo sentido de esperanza”.

Sin duda un gran avance médico que cambió la vida de un joven que promete tener un futuro increíble.