Skip to content

Joven crea un refrigerador solar para que los agricultores no pierdan sus cosechas

Ofrece todo un sistema para ayudar a los pequeños agricultores de los países en vías de desarrollo y evitar los desechos de los alimentos. 

Dysmus Kisilu es un joven originario de Kenia y en conjunto de un equipo de jóvenes profesionales decidió fundar una empresa llamada Solar Freeze, enfocada en desarrollar un sistema innovador para ayudar a que los pequeños agricultores puedan manejar eficazmente sus producciones después de la cosecha.






A través de su página web, Dysmus explicó que muchos jóvenes de los países africanos crecen viendo como sus padres y sus abuelos trabajan arduamente en sus fincas y huertos durante mucho tiempo pero lamentablemente un gran porcentaje de la producción que cosechan termina echándose a perder, puesto que los pequeños agricultores no cuentan con unidades de almacenamiento frío, ni con transporte adecuado, por sus altos costos para comprarlos, además de los gastos por instalación y mantenimiento.

Ante este inconveniente, Dysmus explicó que en conjunto con su equipo diseñaron su sistema de Solar Freeze con un “enfoque holístico desde el almacenamiento hasta el transporte y la venta de productos mediante el uso de energía renovable desde la puerta de la granja a través de cámaras frigoríficas móviles con energía solar, hasta el transporte de productos frescos por medio de camiones energéticamente eficientes”.






De esta manera, el sistema ayuda tanto a los agricultores como al consumidor final “que incluye principalmente a los clientes de la base de la pirámide en pueblos y ciudades que se beneficiarán de los precios reducidos de los alimentos y de una mejor nutrición”.

Adicionalmente, Dysmus mencionó que Solar Freeze ofrece una solución de refrigeración accesible y conveniente para satisfacer las necesidades de los pequeños agricultores en África, brindando instalaciones móviles de almacenamiento en frío, utilizando energía solar, para que guarden sus cosechas. 

Por otra parte, Solar Freeze también ofrece un servicio en el que los agricultores pueden buscar un frigorífico cerca de sus tierras, a través de una aplicación móvil que desarrollaron, o pueden enviar un mensaje de texto a la empresa para que les den la ubicación del frigorífico solar más cercano.





 

De esta manera, Solar Freeze está facilitando todo el proceso del almacenamiento para prevenir que las cosechas se desperdicien y también proporcionan los medios de la cadena de frío hasta el punto de venta. Gracias a este maravilloso proyecto, Solar Freeze recibió el Premio al Progreso de la Fundación Bill y Melinda Gates por su arduo trabajo en la prevención del desperdicio de alimentos.