Skip to content

Abrió la alcantarilla, bajó y rescató a 5 cachorros que se ahogaban en el barro

Los adoptó a todos.

Esta increíble historia ocurrió en Tailandia cuando un hombre llamado Surachet Klaewkla estaba caminando desde su casa hacia su trabajo, cuando repentinamente empezó a escuchar unos sonidos extraños que se incrementaban a medida que continuaba su recorrido y al comenzar a investigar de dónde salían los sonidos inusuales logró distinguir que eran llantos que provenían desde adentro de una cañería.





 

El hombre, decidió que tenía que actuar rápidamente porque el llanto era alarmante y pensó lo peor. Al levantar la rejilla de la alcantarilla notó que aunque había mucho lodo acumulado, no tenía duda que los llantos provenían de ahí y de inmediato entró al alcantarillado y se encontró con una terrible escena: 5 cachorros recién nacidos que estaban totalmente cubiertos por lodo y que lloraban por la desesperación de no poder respirar de manera correcta.

En una publicación en su cuenta de Facebook, el hombre relató que inicialmente “pensé que eran rocas, pero cuando miré más de cerca vi que eran cachorros” Y es que la cantidad de lodo era enorme y además, este se había adherido por completo al pequeño cuerpo de los perritos, por lo que el hombre relató que si no hubiera sido porque aún lograban hacer sonidos del llanto, hubiera pensado que eran rocas o animales muertos.





 

Afortunadamente, Surachet logró sacar a los cinco cachorros de la alcantarilla, después los llevó a su hogar y junto a su familia bañaron a cada perrito para sacarles el lodo que tenían pegado al cuerpo. Al terminar, les dieron comida y agua para ayudarlos a recuperar las energías que perdieron por el terrible lugar donde se encontraban y que casi acaba con sus vidas. 

Aunque inicialmente, Surachet decidió publicar sobre la historia del rescate de los cachorros para encontrarles un hogar y que sean adoptados por alguna familia responsable, el hombre se enamoró de los cincos perritos y al siguiente día optó por adoptarlos directamente. 





 

Ya han pasado varios años desde que Surachet rescató y adoptó a los pequeños quienes se han convertido en una parte fundamental de su familia y cada día se preocupa por darles un hogar lleno de amor y cuidados para que tengan una vida plena.