Skip to content

Controlador de tráfico aéreo de 21 años, sacrifica su vida para salvar a otros cientos durante terremoto

Controlado de tráfico aéreo de 21 años, sacrifica su vida para salvar a otros cientos durante terremoto-NATION

El joven no abandonó su puesto hasta asegurarse de que el último avión despegara con seguridad.

Un controlador de tránsito aéreo de 21 años en Palu, Indonesia, cumplió con mucho más que su deber cuando un terremoto de magnitud 7,5 golpeó la ciudad de Sulawesi Central en 28 de septiembre del 2018. A menudo que el número de víctimas aumentaba por el devastador terremoto y el tsunami al joven no le importó que el mundo literalmente se derribara a su alrededor y fue aclamado como un héroe nacional.

Controlado de tráfico aéreo de 21 años, sacrifica su vida para salvar a otros cientos durante terremoto-NATION





Anthonius Gunawan Agung era parte del personal del servicio de navegación aérea con la sucursal de AirNav, Indonesia en Palu y era el controlador de tránsito aéreo (ATC) de servicio en el aeropuerto durante el incidente.

En la noche en que se produjo la devastación, permaneció en la torre para garantizar que el último vuelo con cientos de pasajeros despegará de manera segura. Después de que el avión despegó, Agung saltó de la torre porque el techo se estaba derrumbando.

Controlado de tráfico aéreo de 21 años, sacrifica su vida para salvar a otros cientos durante terremoto-NATION





Según el reporte de AirNav, las piernas, brazos y costillas de Agung se rompieron y aunque la empresa había preparado un helicóptero para llevarlo al hospital, falleció 20 minutos antes de que llegara.

El piloto de Batik Air, Ricosetta Mafella, quien fue el capitán del vuelo, expresó su gratitud y compartió el último mensaje del héroe oficial.

Controlado de tráfico aéreo de 21 años, sacrifica su vida para salvar a otros cientos durante terremoto-NATION

AirNav Indonesia elogió al joven oficial por sus sacrificios y, en reconocimiento de su valentía, los funcionarios elevaron su rango en dos niveles. Agung ‘’demostró una tremenda dedicación’’ al brindar seguridad en el vuelo y se despidió como un héroe antes de su entierro.