Skip to content

Dan beca universitaria al joven albañil y abanderado, que sueña con ser arquitecto

Recibió una beca del 100%.

El protagonista de esta historia es Ariel Flores, un joven de 18 años originario de El Challao al oeste de Argentina, donde además de ser un destacado estudiante de preparatoria, también es un hábil albañil y en el 2022 empezará sus estudios en Arquitectura, gracias a una beca que cubre el 100% de su preparación universitaria.






Todo comenzó cuando el diario argentino Los Andes, realizó una publicación para contar su inspiradora historia y su ímpetu por salir adelante, ya que el joven ayuda a su familia en su trabajo como albañil, porque lamentablemente sus papás perdieron sus empleos por la pandemia y a pesar de las dificultades de trabajar y estudiar, Ariel sueña en grande y aspira a convertirse en un excelente arquitecto.

Después de la publicación del diario argentino, las autoridades de la Facultad de Ambiente, Arquitectura y Urbanismo de la Universidad de Congreso, se interesaron en la historia del joven y concretaron una cita con él para valorar sus aptitudes. Tras conocer que es un responsable obrero de construcción que trabaja desde las 08h00 hasta las 18h00, que después toma clases en el horario vespertino y que además es escolta de la bandera en la Escuela Arq. Manuel Víctor Civit, decidieron apoyarlo con una beca completa para estudiar Arquitectura en su institución.






Las autoridades de la Universidad de Congreso manifestaron que la reunión con el joven fue muy enriquecedora y empezarán el proceso para su inscripción al ciclo de estudios del 2022  y destacaron que “Desde el año 2008, bajo la conducción de la Fundación Postgrado de Congreso, la UC busca brindar oportunidades y acompañamiento a la #ComunidadUC a través de beneficios arancelarios, programas de becas y la cuota más accesible de la región”. 

Por otra parte, tras la difusión de la historia de Ariel, una vecina de Mendoza decidió obsequiarle una laptop para ayudarlo con su preparación académica y para que desarrolle más habilidades, ya que Ariel mencionó en la entrevista que desde que era muy pequeño, siempre le gustaron los dibujos: “Miraba los dibujitos en la tele y me ponía a copiarlos con lápiz y papel” y con el tiempo, el dibujo técnico se convirtió en su pasión. 






De esta manera, con la laptop, la beca, sus habilidades y sus ganas de salir adelante, Ariel está cada vez más cerca de cumplir su sueño, tal como lo mencionó en la entrevista con Los Andes: “Mis padres siempre me inculcaron el estudio, algo que ellos no han podido concretar, pero yo sí lo haré. Tengo proyectada una vida mejor”.