Skip to content

Joven adaptó su silla de ruedas para trabajar como repartidor: “No puedo caminar pero me adapto”

Aunque su trabajo signifique un reto, su condición no ha sido un impedimento para salir adelante.

El protagonista de esta historia es Fabián García, un hombre de 37 años originario de Chile, que lamentablemente en el 2010 sufrió un accidente automovilístico con un grupo de amigos y como resultado perdió la movilidad en sus piernas y terminó en una silla de ruedas. A pesar de que este accidente ha representado grandes cambios en su vida y pasó por varias dificultades, ha sabido sobreponerse a las adversidades y es un gran ejemplo de resiliencia.





 

Según informó el medio TVN, Fabián ahora se dedica a trabajar como repartidor ya que encontró la manera de adaptar su silla de ruedas con un scooter eléctrico y desde octubre de 2021 comenzó a trabajar para la empresa Rappi haciendo entregas en Santiago de Chile, la capital del país austral. 

Al respecto Fabián explicó que se desplaza con su adaptación haciendo entregas de restaurantes a residencias en las zonas de Santiago, Recoleta e Independencia y diariamente recorre 25 kilómetros en promedio. Adicionalmente, el joven comentó que su medio de transporte le ha funcionado muy bien para este trabajo y ha tenido éxito.






“Esta es mi silla de ruedas, yo siempre tuve esta silla de ruedas, que la adapté con una linga. Tengo dos lingas. Las amarro, las subo y listo. Aguanta 500 kilogramos”, explicó en una entrevista con TVN.

Por otra parte, Fabián comentó que considera que su método es innovador en Chile puesto que cree que ningún otro repartidor o alguien más lo ha realizado hasta el momento en el país. “Yo creo que soy el único en Chile, no he visto a nadie más. Creo que soy el único”, mencionó.

Afortunadamente la adaptación que realizó el chileno le ha funcionado a la perfección para este trabajo y es así como está saliendo adelante. “Trabajo de lunes a lunes para hacerme una cuota diaria de 20.000 o 25.000 pesos chilenos (aproximadamente $29 USD), depende del día”, agregó en la entrevista.





 

De esta manera, el trabajo de Fabián se está volviendo un gran ejemplo e inspiración para muchas personas, ya que aunque el accidente que sufrió con sus amigos cuando su vehículo cayó por un barranco lo dejó sin movilidad en sus extremidades inferiores, no ha dejado que esto lo detenga en sus metas y a pesar de las dificultades encontró un trabajo. 

“Ya no tengo posibilidades de caminar, así que yo me adapto y vivo mi vida lo más cómodo posible”, concluyó en la entrevista.