Skip to content

Maestra irá casa por casa a dar clase en Michoacán debido a falta de TV y computadora

“Todos viven en casitas de cartón y son muy muy pobres, así que no sé cómo le voy a hacer, pero no voy a dejar a mis hijos abandonados”, aseguró la admirable profesora. 

El regreso a clases no es igual para todos los niños y jóvenes. Entre pobreza, falta de herramientas tecnológicas, ni televisión, miles de niños han tenido dificultades para ingresar al nuevo ciclo escolar. 

Sin embargo, los niños no son los únicos afectados, también los profesores han batallado para encontrar las maneras de impartir clases. 





Para la profesora Juana Acosta Cortés de Tierra Caliente, Michoacán, es una tristeza y frustración, que ocho de los alumnos que tuvo el ciclo escolar pasado, desertaran y no puedan continuar este ciclo. 

Ella imparte clases en el jardín de niños de la comunidad de Rancho Nuevo, municipio de Múgica, y lamentó que sus pequeños alumnos no tengan las herramientas indispensables para continuar con sus estudios a distancia. 

Juanita Acosta, “La Chula”, como le llaman de cariño a la profesora de 51 años de edad, señaló que de los 11 alumnos que tendrá este ciclo escolar, ocho no tienen ni televisión en sus hogares. 





“Todos viven en casitas de cartón y son muy muy pobres, así que no sé cómo le voy a hacer, pero no voy a dejar a mis hijos (alumnos), abandonados”, comentó. 

Es por eso que “La Chula” ha decidido recorrer casa por casa, con las medidas sanitarias adecuadas, para impartir clases a sus pequeños. 

“Voy a llegar a los niños y trabajar con ellos. Voy a buscar alternativas y de allí me voy a enfocar hacia ellos, para que no se queden sin educación y tengan un aprendizaje mejor, a pesar de esta pandemia que se vive en todo el mundo”, dijo la profesora.





Para la maestra Juanita, “los salones de clases estarán vacíos, pero mi corazón estará lleno de sonrisas”, comentó la maestra con gran entusiasmo. 

Gracias a maestros como Juana Acosta Cortés, los niños que más lo necesitan pueden continuar su educación y así mejorar su calidad de vida. Un enorme aplauso para “La Chula”.