Skip to content

Su esposa tiene Alzheimer y le creó una bicicleta especial para poder pasear juntos

Bill Forward y su esposa Glad son un gran ejemplo de que el amor verdadero existe.

Ellos han dedicado más de  50 años en compartir experiencias juntos, sin embargo el destino tenía un plan distinto para ellos.

Hace varios años, Glad fue diagnosticada con Alzheimer, la cual es un tipo de demencia progresiva que produce la pérdida de la memoria y en ocasiones daña otras habilidades del cerebro, impidiendo que las personas que la padecen puedan desenvolverse con facilidad en su vida diaria.






Esta enfermedad es comúnmente diagnosticada en personas mayores de 65 años, sin embargo se han detectado casos donde personas comienzan a sufrirla a temprana edad y lamentablemente no tiene causas ni cura.

En el momento en el que Bill supo que su esposa había sido diagnosticada con esta enfermedad, un pedazo de su corazón se rompió, pues sabía que Glad comenzaría poco a poco a olvidar aquellos bellos momentos que habían vivido juntos.





A pesar de la triste noticia, Bill no se dio por vencido y por el contrario decidió apoyar y acompañar a su esposa en esta enfermedad, por lo que ahora dedica su vida completamente al cuidado de ella.

Cada mañana él la ayuda a despertar, a bañarse, a vestirse y le hace las comidas del día. Además hizo un par de adaptaciones a su casa para que ella pudiera moverse con mayor facilidad, estuviera más cómoda y así pueda sentirse en mejor estado.

Una de las actividades que más les gustaba hacer a esta gran pareja de esposos, era salir a pasear, sin embargo Glad ya no podía hacerlo. Ante esto, Bill diseñó una bicicleta especial con la cual sale a pasear con Glad y así recuerdan juntos aquellos lugares que tanto les gustaban.





Aunque existen días en que Glad no recuerda quién es Bill, él sabe que dentro de ella siempre existirá el amor que se sienten y continúa dispuesto a hacer todo lo que esté en sus manos por acompañarla y regalarle una mejor vida.

Es increíble lo que el amor puede lograr, sin duda alguna Glad y Bill son un gran ejemplo a seguir.