Skip to content

El Empire State Building ahora funciona al 100% con energía eólica

Sin duda un importante paso para ser más amigable con el ambiente.

El Empire State Building es uno de los edificios más icónicos de Nueva York y del mundo y sus dueños recientemente dieron un gran paso hacia la sustentabilidad al adquirir el servicio de energía de fuentes eólicas por Green Mountain Energy con un nuevo contrato de 3 años.






De esta manera, el Empire State Building empezó a operar únicamente con energía eólica en sus 938.320 metros cuadrados, generando un importante impacto positivo para el medio ambiente ya que según las estimaciones, este cambio de uso de energía eólica disminuye las emisiones de gas carbónico en aproximadamente 450 millones de libras el cual es equivalente a que “todos los hogares del estado de Nueva York apaguen todas sus luces durante un mes”.

Esta decisión se suma a varios esfuerzos de los dueños del Empire State Building para ser más amigables con el ambiente, ya que desde hace 10 años atrás empezaron a realizar cambios estructurales que les ha permitido reducir el uso de energía en aproximadamente un 40%.






De esta manera, el emblemático rascacielos que fue construido en 1931 se está adaptando al nuevo pensamiento de sustentabilidad actual, al convertirse en una edificación 100% con uso de energía renovable, decisión que los expertos esperan se replique en otras edificaciones similares con alta demanda de energía en Nueva York.

Diana Robbins Schneider, vicepresidenta senior y directora de energía y sustentabilidad en el Empire State Realty Trust mencionó en un comunicado oficial que esta decisión se tomó ya que “Continuamos avanzando en nuestro compromiso con las soluciones que reducen nuestro impacto ambiental. Nuestros inquilinos ahora trabajan en oficinas neutrales en carbono y la comunidad inversora puede reconocer nuestro liderazgo”.






Por su parte, Cara Carmichael directora del Programa de Edificios Libres de Carbono del Rocky Mountain Institute se refirió sobre esta importante decisión: “Impulsar a la gran comunidad inmobiliaria hacia la energía neta cero requiere que las partes interesadas en el centro de atención, como el Empire State Building, den los primeros pasos e inspiren a otros. El Empire State Building siempre ha sido un hito en Nueva York y un líder en el espacio de tecnología de utilería. Ahora, está adaptando su papel de líder, en el espacio energético”.