Skip to content

La NASA inicia pruebas de taxis aéreos eléctricos para descongestionar las vías

Empezaron las primeras pruebas de vuelo con un prototipo de taxi aéreo que en el futuro podría transportar pasajeros, paquetería e insumos médicos.

Aunque comúnmente se piensa en la NASA como la agencia espacial de Estados Unidos, en realidad su nombre también integra la investigación aeroespacial civil de Estados Unidos y en esta área tienen un rol fundamental en cuanto al desarrollo de nuevas tecnologías que pueden ser desde motores de cohetes, hasta sistemas de control de aeronaves.





 

Por esto, la Administración Nacional de Aeronáutica y del Espacio (NASA por sus siglas en inglés), ejecuta una campaña llamada Advanced Aire Mobility (AAM) con la cual están probando la tecnología de drones autónomos. Uno de los proyectos más recientes ha sido la prueba de un helicóptero eléctrico de despegue y aterrizaje vertical (eVTOL), que sería utilizado como un taxi aéreo en el futuro.

De esta manera, el 10 de septiembre de 2021 la NASA comenzó con su primera ronda de pruebas de la aeronave eVTOL, la cual luce como una versión grande de un dron de 6 rotores y utiliza una tecnología que la NASA ha estado desarrollando desde hace más de 10 años. 





 

Las pruebas de vuelo fueron realizadas en la Base de Vuelo Eléctrica de Joby, en las inmediaciones de Big Sur, en el estado de California, Estados Unidos y los especialistas empezaron con la recopilación de datos sobre el movimiento y las comunicaciones del vehículo en varias formas de vuelo.

Adicionalmente, se recopiló la información del ruido por medio de un tipo de centro acústico móvil desarrollado por los especialistas y que tiene la capacidad de rastrear la aeronave con 50 micrófonos diferentes y también recopila los datos sobre el ruido que haría la aeronave.





 

Por otra parte, la NASA informó que realizarán nuevas pruebas conocidas como NC-1 para el 2022 y estarán enfocadas en rastrear patrones y escenarios de vuelo más realistas, en comparación con los realizados en la etapa de rondas de vuelo primarias en California. 

De esta manera, los esfuerzos de la NASA podrían significar el desarrollo de una industria enfocada en revolucionar y mejorar la vida de los ciudadanos a través de la implementación de ‘autos voladores’ seguros y asequibles, como los que se han mostrado en diversas novelas de ciencia ficción durante más de un siglo, en los cuales se podrá transportar pasajeros, paqueterías e insumos médicos.