Skip to content

Perrito encuentra a los perros más esponjosos de la guardería para usarlos de cama

Sin duda este cachorro sabe cómo elegir al mejor compañero de siesta.

La realidad es que si eres lo suficientemente valiente, todos se pueden convertir en almohada y Edna es una perrita sin miedo.

Edna ha estado asistiendo a la guardería desde que era solo una pequeña cachorra, y su rutina se ha mantenido prácticamente igual: Edna corre, juega durante las primeras horas y se agota tanto, que necesita dormir un poco para recargarse Sus baterías. Entonces, ella comienza a buscar un lugar acogedor para quedarse dormida por el resto del día. Sin embargo, dado que muchos perros están compitiendo por lo mismo, encontrarlo puede ser bastante difícil. Entonces Edna se adapta. Y cuando necesita una siesta, ¡elige un perro esponjoso en la guardería y los usa como almohada!





Lo mejor de todo es que todos los perros que elige parecen disfrutar de su compañía cuando se acurruca con ellos.

Naturalmente, cuando Edna todavía era muy pequeña, era mucho más fácil para ella dormir una siesta con otros perros. Pero incluso ahora que ha crecido, Edna se niega a dejar de hacerlo. Y la mejor parte es que a sus amigos de la guardería no parece importarles en absoluto.





Cuando Brianna llega a la guardería para llevar a Edna a casa, a menudo la encuentra dormida en uno de sus amigos. “Cuando llega el momento de ir a casa, siempre tengo que sacarla de otro perro”, dijo.





Obviamente, Edna es una alegría absoluta para jugar y todos sus amigos disfrutan tanto de su compañía que están dispuestos a ayudarla para que puedan pasar más tiempo juntos. Si eso no es amor y amistad, no sé qué es.